Cultura sobre cuatro ruedas

El tema a discutir el día de hoy es el de la esencia cultural de La pulmonía, en el único lugar donde se puede apreciar este transporte. Se trata de un vehículo que nos remite a otros transportes particulares locales como la Auriga, o igual variaciones más internacionales como los taxis transformados llamados Gua Gua en Cuba. Pero mi intención aquí es la de explicar las características, transcendencia cultural hacia este ícono, así como su desarrollo como servicio en la comunidad mazatleca y en su turismo.
            Siempre llevo en mis pensamientos “¿por qué?. Al observar el Monumento que se encuentra frente a la playa, una estatua en forma de pulmonía que celebra a este medio de transporte y a todo lo que representa, es difícil no preguntarse el por qué. ¿Por qué elegimos esa imagen en particular para representarnos ante el mundo? ¿Por qué la pulmonía y no otra cosa? Me podría imaginar un monumento cultural hacia la auriga, por ejemplo. Pero supongo, después de reflexionarlo un rato, que la razón es que en la pulmonía se combinan todas esas peculiares idiosincrasias mazatlecas que nos identifican. Nuestro puerto es el único lugar en el mundo con esta creativa idea de revolucionar un Volkswagen Sedán en un vehículo único transformado para el servicio del público.
            El lugar del monumento cultural en sí es aprovechado por turistas, los cuales se toman fotografías dentro y afuera de la estatua, que refleja  una  imagen atractiva de Mazatlán. Así como otros monumentos importantes, como el del Pescador o el de Pedro Infante, el de la pulmonía muestra la costumbre cultural de manera presente, frecuente y actual. De esta forma observamos las pulmonías día tras día, aunque no todos las utilicemos, pero de esta manera reflexionamos sobre el lugar que tienen en nuestra cultura, exclusiva en el mundo. Se trata de cultura sobre cuatro ruedas.
            En mi observación critica, sobrepasando el monumento colocado en la Avenida del Mar, considero que este atractivo transporte debe expandirse más en Mazatlán, así como también examinar y reducir las tarifas de cobro tanto a los pasajeros turísticos como a los usuarios de la ciudad. ¿Por qué? Menciono esto por la razón de que este Volkswagen modificado es parte de nuestra historia, y me parece que este vehículo ha ayudado y ayudará en un futuro a promover el crecimiento en Mazatlán, tanto en cultura como en turismo.
            Entre algunos sectores de la sociedad, la pulmonía es fuertemente criticada. Esto debido al hecho de que garantiza muy poca seguridad cuando se encuentra en circulación sobre las calles del puerto. También es juzgada por el exceso de sonido proveniente de bocinas con música que no es del agrado de todo público.
            Hablando del moumento en sí, este monolito nos recuerda la cultura sobre cuatro ruedas cerca de la playa; pero, ¿Por qué en esta zona en particular? El monumento está instalado en un lugar que no demuestra tanto la actividad de pulmonías. Yo estimo que el lugar adecuado para colocar este símbolo mazatleco tendría que ser la Zona Dorada, por el hecho de que se encuentra un mayor asentamiento turístico; igualmente es posible mencionar diferentes lugares de nuestra ciudad en donde también podría ser más apropiado, como en la Plazuela Machado o cerca del teatro Ángela Peralta. Pero por ahora ya estamos acostumbrados a verla en el lugar de siempre, en la Avenida del Mar.

            Hablar de la pulmonía es sin duda alguna hablar de cultura y tradición en Mazatlán. Igualmente, es un atractivo urbano que roba las miradas de los turistas visitantes del puerto, y con la ayuda de estas seguiremos enriqueciendo la imagen de nuestro puerto. Es común hablar de que la pulmonía comparte nombre con la enfermedad que uno puede contraer al exponerse a las inclemencias del ambiente cuando uno monta este particular transporte, pero la verdad es que a los turistas no les importa. En el momento, todo lo que importa es gozar de la emoción que este pedazo de la cultura mazatleca tiene para ofrecer.
Por Jesús Gallegos

2 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. Me hubiera gustado saber quién invento las pulmonias, y quién realizó dicho monumento en el malecon. En lo de los cobros si cobran algo caro comparando con ciudades domo Durango, DF y Guadalajara. Creo deberían instalar Taximetro.

    ResponderEliminar

Tu opinión es importante