El "Bel canto" mazatleco: En entrevista con Jordán Lizárraga


Para esta edición musical de Puertoculto, decidí entrevistar a un muy talentoso joven que, con tan sólo 21 años, cuenta ya con una trayectoria propia como músico, a la que se le empiezan a sumar logros en su nueva etapa como estudiante en la licenciatura en canto, especializado en ópera.
En lo más reciente, ha participado junto con el coro de Guillermo Sarabia en un evento con María Katzarava, cantante de ópera de talla internacional, y la Orquesta Sinfónica Sinaloa de las Artes, dirigida por el maestro Enrique Patrón de Rueda, así como en el estreno mundial de la obra La Paloma y el Ruiseñor de Roger Bourland, con libreto de Mitchell Morris, adaptado al español por Scott Dunn y  Plácido Domingo hijo, quien estuvo presente en el estreno.

Los dos lados de la monedas
Jordán Lizárraga Carlos, originario de Mazatlán, Sinaloa estudia la licenciatura en canto en el Centro Municipal de Artes (CMA) localizado entre las calles Constitución y Carnaval en el centro histórico de Mazatlán junto al famoso teatro Ángela Peralta.
Jordán sabe lo que es estar del otro lado del sistema educativo, pues además de ser estudiante, es maestro de guitarra en el Centro de Desarrollo Comunitario (CEDECOM), programa por parte del DIF Mazatlán donde por un precio accesible, además de música los interesados pueden estudiar: Inglés, karate, danza, manualidades, confección industrial de ropa, servicios de belleza, juguetería, carpintería, electricidad, mecánica automotriz y refrigeración.
Aunque la enseñanza no es algo nuevo para él, quien en años previos a CEDECOM  ha dado clases tanto particulares como en la escuela de música ARANJUEZ y en el Instituto Canizalez a nivel preparatoria.

Sus inicios
A la edad de 5 años y tocando al ritmo de canciones cristianas de estilo ranchero, con una tarola, un cencerro, una clave y un platillito, Jordán hizo sus pininos en la música. Aunque su carrera musical estaría predestinada desde mucho antes debido a la línea de músicos que corren por ambas partes de su familia.

En cuanto a sus influencias en la música, Jordán platica: “Crecí escuchando a mi mamá y a mi tía Martha cantar, con unas vocerronas, mis tíos, músicos de la familia que aunque no hayan estado estudiados se puede hacer algo padre, marcar la diferencia, salir de la rutina, y pues por eso ellos han sido mi inspiración.”

“Estudié un semestre antes en ‘El taller’ del Ángela (CMA) donde el maestro Pablo López Mejía, que en ese entonces me daba clases de piano, me dio varios libros de teoría que me ayudaron mucho, ya todo lo que tocaba sin leer notas lo aplicaba teóricamente, así que como quien dice, la teoría la fui aprendiendo empíricamente, con lo que tocaba, con las progresiones que hacía.”, comenta Jordán respecto a estudios profesionales previos a la licenciatura en canto.


El momento decisivo.
El dar su primera clase de música, se convirtió para Jordán, en un parteaguas en su vida, ya que es cuando tomó la decisión de dedicarse a la música en vez de ir tras otra carrera.
“Se siente bonito que lleguen contigo diciendo: ‘Mire profe, aquí están los resultado de lo que nos enseñó, estamos preparándonos para grabar un disco, ya tenemos una banda’. Saber que le puedes cambiar la vida a los muchachos que en vez de que se estén dedicando al vandalismo aprendan a tocar un instrumento.”, nos dice Jordán.

Su carrera
¿Qué implica una licenciatura en canto?
“Para empezar en el CMA no es licenciatura en ópera, entonces lo que implica el nivel licenciatura, es el nivel teórico que tú manejas, tanto en lectura de notas, de partituras, como comprensión de la teoría de la música en general; Porque al fin de cuentas, un cantante de ópera empieza a desarrollarse bien vocalmente de los 25 a los 30 años.”

¿O sea, que al salir de la escuela no puedes ejercer ópera?
“No, tienes que seguir estudiando ópera con maestros particulares, meterte en concursos y todo eso para que la gente te escuche y tomar cursos y cursos.
Para poder desarrollarme bien como cantante de ópera tengo que esperarme hasta que tenga 25, incluso hasta los 30 años a que mi voz tenga su tercer cambio de fase al menos en la ópera.
Aunque hay muchos cantantes de ópera que no tienen la licenciatura y son muy buenos, se les llama ‘Empíricos’”.

¿Qué tipo de voz tienes?
“Soy tenor lírico. Hay diferentes tenores, por ejemplo, los líricos como Pavarotti, José Carreras, llegan a la misma tesitura o agudos que un tenor ligero pero con una voz más grandota y los ligeros no, los ligeros cantan bien agudo pero son papeles como para cantarse con un cuarteto de cuerdas, mientras que los líricos tenemos la particularidad de que podemos cantar con una orquesta de sesenta, setenta músicos con percusiones con trompetas y se escucha bien fuerte y tu voz sobre sale arriba de todo eso.”

¿Aparte del canto, qué otra área de la música te gusta?
“La historia... La historia de la música es algo sorprendente en todos los aspectos, cómo la humanidad comenzó los primeros destellos de la música...”

¿Qué tal otras áreas como: tocar, escribir/componer, producir, etc?
“Es que todo va de la mano, no puedes ser músico sin saber que un cantante está desentonado, o no puedes ser cantante (aunque no sepas tocar un instrumento) pero sin saber que el músico no te está siguiendo, cuando tú tienes una idea, está en la mente, y la bajas a tus manos y va saliendo, la composición se da prácticamente; Cuando improvisas, hasta cuando vas en el camión y escuchas cuando frena hasta le encuentras sonido al rechinido de las llantas o cuando la gente camina, todo va de la mano.”

¿Conoces de algún cantante o músico local que haya destacado internacionalmente?
“Armando Piña, un cantante de ópera, un barítono que estudió aquí en el CMA y que hoy en día se encuentra en Philadelphia, tiene una voz increíble. Es uno de los pocos barítonos que llega un Do de pecho que eso es súper difícil. Yo como tenor batallo para llegar a un do de pecho y él como si fueran enchiladas lo llega.

Otro músico es Ramón Flores un trompetista internacional, famosísimo, increíble, mis respetos; Él ha tocado con personajes como Yanni, Quincy Jones, Santana, José José, Juan Gabriel, Marco Antonio Muñíz, Angélica María, Pedro Vargas, Mona Bell, Enrique Guzmán, Lupita D’Alessio, Armando Manzanero, Rocío Durcal, hasta  Molotov, Alejandro Fernández, y muchos más.”


¿Crees que hay oportunidad para los cantantes/músicos en Mazatlán?
“Aquí en Mazatlán no, parece que sí, pero no hay apoyo ni cultural ni de la sociedad, el músico está muy devaluado aquí en Mazatlán. Tanto nosotros tenemos la culpa tanto ellos, porque aquí para ganar dinero, una banda tiene que estar tocando en bares y les pagan bien poquito siendo que en otros lugares por tocar en un bar es un empleo, te pagan muy bien, tienes tus prestaciones y todo, y aquí no, o sea estás ‘perreando’ nada más.”

¿Qué tipo de cultura musical crees que predomina en Mazatlán?
“La música regional, banda. Si hay muy buena cultura musical, pero la cultura Mazatleca musical está muy devaluada, para la gente, apreciar música es ir a escuchar una banda que toca toda desafinada pero ellos están contentos porque están bailando, un grupo que te cobró mil pesos por cinco horas y te tocan puras cumbias mal tocadas y mal afinadas pero ellos bailando...”

Oye, pero ahorita los grupos versátiles están como en treinta mil las cuatro horas...
“Ah sí, pero ¿la gente que te va a preferir? ¿Una banda que te cobra mil pesos la hora? ¿O una banda que te va a tocar bien “perrón” pero te va a cobrar cinco mil la hora, para que cuando sean cinco horas te cobren veinticinco, treinta o cuarenta mil pesos? Por eso te digo, no apoya la gente la música.“

El músico.

Además del canto, Jordán escribe/compone música, toca la guitarra, bajo, batería y piano. En la actualidad es vocalista y tecladista en una banda de música cristiana que toca rock alternativo llamada “Estación Gracia”, la cual se encuentra grabando su primer disco, con canciones escritas por los mismos integrantes y que se espera se termine en diciembre del 2015.



5 comentarios:

  1. En un puerto como Mazatlán donde la Música predilecta es la banda, la opera no tiene mucho que hacer, pero existe un teatro llamado Angela Peralta ella lo logro así que no hay imposibles.

    ResponderEliminar
  2. En un puerto como Mazatlán donde la Música predilecta es la banda, la opera no tiene mucho que hacer, pero existe un teatro llamado Angela Peralta ella lo logro así que no hay imposibles.

    ResponderEliminar
  3. Que bueno conocer a gente con talento en la ciudad y que ellos nos expliquen un poco de lo que hacen y lo que implica.

    ResponderEliminar
  4. Me parece valiosa esta entrevista, en el sentido de que muchas personas que tienen aspiraciones al arte en nuestra ciudad pueden ver a alguien tan joven pero ya con una trayectoria envidiable, e inspirarse para seguir sus pasos.

    ResponderEliminar
  5. Es triste que en Mazatlán no haya apoyo para el arte... Pero es chingón que aún así los jovenes se animen a hacer lo que les gusta. Por amor al arte.

    ResponderEliminar

Tu opinión es importante